comprar moviles chinos
es
ar
en
zh-hans

Reformas Económicas e Internacionalización China

Reformas Económicas e Internacionalización China.

Como el Gigante de Asia se despertó

 

El año 1979 marca el inicio de las reformas económicas en China. La apertura al comercio internacional, la creación de Zonas Económicas Espaciales, la recepción y auge de las inversiones extranjeras, son sólo algunos de los hitos que jalonan un camino de casi tres décadas de crecimiento económico. Crecimiento a tasas chinas, un promedio que alcanza los dobles dígitos.

La política económica de la República Popular China se fundaba originalmente en la dirección de la política industrial, agrícola, monetaria y comercial a cargo del gobierno, con la asistencia de los demás poderes y el Comité Central del Partido Comunista.

Sin embargo, los líderes del mundo chino, a diferencia del mundo soviético –que se quedó estancado en su modelo económico tradicional sin querer aceptar la necesidad de amoldarse a las transformaciones de la economía mundial, esencialmente en materias comerciales –, previeron la necesidad de transformar su economía para adaptarse a las tendencias internacionales en boga.

 

Así, la inserción de China como competidor comercial estratégico en el nuevo orden económico mundial no es un fenómeno reciente, sino que obedece a un esfuerzo continuo durante más de treinta años. Incluso, mucho antes de que pudiera preverse la caída del muro de Berlín y, posteriormente el derrumbamiento de la ex URSS así como, por ende, del bloque socialista.

Establecido esto con mayor precisión, a finales de 1978 los líderes chinos intentaron cambiar su economía, hasta entonces basada en el modelo soviético con una planificación centralizada, por una orientada al mercado, pero controlada por el Partido Comunista,. Deng Xiaoping fue principal arquitecto y promotor de la Reforma.

Con este fin, el liderazgo chino pasó la responsabilidad de la agricultura a un sistema centralizado en vez de la antigua colectivización. También aumentaron las responsabilidades de los directores de las industrias, permitieron una gran variedad de pequeñas empresas. China abrió la economía a la inversión extranjera y al comercio exterior, sobre todo en las zonas costeras, conocidas como “Zonas Económicas Especiales,” que cimentaron la transformación.

 

Reformas Económicas y Economía Socialista de Mercado

Todo lo antedicho podría ser considerado como la clave del desarrollo y la transformación de la economía china, pues derivó en el establecimiento de relaciones económicas con otras naciones –a través del intercambio comercial, la inversión extranjera y la cooperación económica– así como con diversos consorcios industriales y comerciales transnacionales.

Gradualmente, en la economía china el PIB fue incrementado aproximadamente en un promedio de un 10% en los años 1990, y se empezó a emplear a la población a la vez que se depuraban los sistemas administrativos del Estado. Con ello se estaban preparando las condiciones para culminar la transformación de la economía centralizada a una más dinámica.

A fines de 1993, se aprobaron una serie de reformas a largo plazo para mejorar las leyes del mercado y reforzar el control central financiero, controlando las industrias clave en lo que ahora se llama ‘economía socialista de mercado’. Al mismo tiempo, el gobierno se esforzó –entre otras cosas– en mantener a flote las grandes empresas estatales, muchas de las cuales no habían participado en el despegue de la economía.

Así, en el desarrollo de la economía china, al tiempo que se realizaba su adaptación a las tendencias dominantes de la economía internacional, el Estado procuró llevar a cabo la transformación de un modo gradual, equilibrado –pues incorporaba a todos los sectores productivos– y coherente, pues no se abrió inmediatamente sino que fue preparando las condiciones necesarias para que esto se lograra de manera plena, efectiva y permanente, sin efectos rebote o de tipo negativo.

 

Reformas Económicas y Economía Socialista de Mercado 2

Asimismo, una de las estrategias que le permitió al Gobierno de la República Popular China impulsar su crecimiento comercial fue abatir una serie de gravámenes que frenaban el consumo interno y, al tiempo que se abrian las zonas económicas especiales  También China ha efectuado una serie de reformas de la estructura de comercio exterior. Entre ellas, la ampliación de las facultades locales de evaluar y ratificar las exportaciones, fomentando la autonomía de la gestión y exportación de las empresas del comercio exterior. Se ha cambiado básicamente la vieja estructura en la que el comercio exterior era gestionado de manera monopólica por el Estado y estaba altamente concentrado. No se separaban las funciones gubernamentales de las empresariales. El Gobierno se hacía cargo unificadamente de las ganancias y pérdidas. El Estado redujo paso a paso la administración de los planes de carácter directivo en el comercio exterior y de las empresas respectivas. Se establece poco a poco el sistema de administración, en que se regula el comercio exterior con los métodos económicos como los impuestos aduaneros, las tasas de divisas, los créditos, e instrumentos y demás herramientas económicas, financieras y fiscales.

Este sistema, adoptado por la República Popular China como parte de su proceso de incorporación y adaptación a las transformaciones de la economía mundial –propiamente en el marco de la globalización–, conserva algunas características del gobierno socialista. En él, un punto vital es el correspondiente a lo que China denomina “los sectores definitivos de la economía “, o sea, industria y campo. Acerca de dichos sectores, el Estado chino conserva la propiedad de muchas de las empresas que los integran.

La política económica del gobierno de la República Popular de China se funda en cinco grandes puntos:

  • El desarrollo y reorientación de la agricultura como sector estratégico de la economía nacional, pero con base en un nuevo modo de producción y comercialización.
  • La industrialización del país en todos los niveles y tamaños de la industria, pero con un fomento y apoyo importantes a la pequeña empresa.
  • La apertura de la economía nacional china a la inversión extranjera y al comercio exterior.
  • El combate a la extorsión y otros delitos económicos, y el cobro puntual de las contribuciones públicas. Una lucha que es vital para mantener la lealtad de la población.
  • La reducción o eliminación de diversos gravámenes que frenaban el consumo interno.

El gobierno chino ha realizado fuertes inversiones en materia de comunicaciones y transportes así como en telecomunicaciones para viabilizar su desarrollo. La incorporación oficial de China como socia de los organismos que conducen el nuevo orden económico mundial, permitió asegurar su continuo crecimiento.

El Partido Comunista de China decidió implementar un modelo en el que, sin modificar su sistema político ni su régimen de gobierno, pudiera actuar dentro del ámbito internacional de libre mercado, con la regulación del Estado pero sin su intervención directa. Se fortalece, de ese modo, el intercambio comercial con otros países y fomenta la inversión extranjera y el consumo en su mercado interno, a la vez que cuidando el bienestar del pueblo chino. Esta es la fórmula china de la economía socialista de mercado.

 

Video
London School of Economics
“Demystifying the Chinese Economy”
Speaker: Professor Justin Lin. Former Chief Economist at the World Bank. Professor at Biejing’s University.
Chair: Professor Danny Quah

Sobre el autor: Rodolfo Jardon

Editor periodistico

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>